“La mala hierba”

27 Abr

Hoy 28 de Abril hace un año que escribí un artículo titulado “Revolución, ¿hasta cuándo?” En dicho artículo hice hincapié en mi radical postura en contra de la dictadura castrista. Lo hice con todo el respeto que me merece la postura (contraria a la mía) de los que pacíficamente luchan denodadamente en favor de la ansiada y necesaria solución. Hoy, con el mismo respeto, vuelvo a referirme a ello.

Empiezo por manifestar que me reitero (cada vez más convencido) en todo cuanto expuse en aquel artículo. Me propuse entonces, una vez concluido el mismo, interpelar a los hermanos pacifistas cada 28 de Abril para que me relacionen todo lo logrado en el término de un año con su respetable postura.

No pierdo ocasión de informarme de cuanto acontece y sin que nadie me “cuente” nada, el balance que hago de los supuestos logros del pacifismo en el último año, deja mucho que desear. La excarcelación y posterior destierro de presos políticos (casi abandonados a su suerte aquí en España) ha constituido un verdadero alivio para la dictadura y sus cómplices que pueden seguir “atragantándose” del sustancioso pastel sin que nada ni nadie les moleste. Un pastel “rociado” de sangre, muerte, palizas y demás sufrimientos de todo un pueblo. La visita de un ex – presidente de E.U. dedicado al cultivo de cacahuetes y a trabajar en favor de los derechos humanos, no ha dejado de ser una anécdota que pone de manifiesto el espantoso ridículo que públicamente hacen los que creen que dialogando sonrientes con genocidas van a sacar algo positivo. Para rematar la colección de dislates contemplamos la celebración de un congreso que si no fuera por el drama real que hay detrás, sería para orinarse de la risa, el “Congreso de la Infamia”

El caso es que “el patio continúa enyerbado”. Como manifesté en el artículo del 28 de Abril de hace un año, seguimos gastando ríos de tinta, toneladas de papel y nos quedamos afónicos de tanto bla-bla-bla y mientras, el monstruo se regodea en su redil y Cuba se sigue anunciando en toda agencia de viajes como un destino turístico paradisiaco; mojitos, cha-cha-chá, mulatas y mulatos… ¡que rica es Cuba, que sabrosura, que gozadera coño! ¿Satisface todo ello a los civilizados pacifistas? ¡A mí me satisface que algunos de la prensa nos denominen (a los radicales) “el ala dura e intransigente del exilio cubano”! ¿Qué les parece a estos emborronadores de cuartillas la intransigencia de los hnos. castro? ¿Tiene su dictadura algún ala que no sea dura?

Hermanos pacifistas, “el patio sigue enyerbándose” cada vez más. ¡Ay de aquellos que creen que “recortando prudentemente” la mala hierba lo van a limpiar!… al final terminan “engullidos” por la maleza. La mala hierba no se recorta, ¡hay que arrancarla de raíz y pegarle fuego!… se lo digo yo “que trabajo en el campo”. Para tener el patio limpio es así como hay que tratar “La mala hierba”. ¡Hasta el 28 de Abril del año que viene! Un fuerte abrazo a todos.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: