“Elizardo y Tinajón… ¡Sobresaliente!”

30 Nov

¡Bravo Elizardo! ¡Bravísimo Tinajón! Hablando en cubano, por lo visto nunca faltan quienes “la caguen”… ¡y de qué manera! O sea, que no ganamos para sorpresas (sorpresas te da la vida, la vida te da sorpresas). Esta vez la sorpresa nos la dan Elizardo Sánchez (el disidente “más cómodo” para el régimen castrista) y un tal Tinajón que esconde su nombre y apellidos en una tinaja.

Referente al posible traslado a Miami de la muy Señora Tamayo en compañía de sus familiares y portando las cenizas de su hijo mártir, al “compañero” Eli le preocupa muchísimo nada menos que se pudieran vulnerar las reglas y ordenanzas sanitarias y que ello tenga lugar sin previa orden judicial. Y yo, “encabronado”, le digo: “Comodísimo disidente, desde tu posición, haz todo lo humanamente o disidentemente posible porque se obtenga la orden judicial y todo cuanto haga falta para que se cumplan los deseos de un grupo de patriotas que han desafiado al régimen como “tú nunca lo has hecho ni lo harás). Toma su ejemplo (si eres capaz) y hablando de vulneraciones, denuncia y combate las que permanentemente origina la dictadura con su feroz represión… y hazlo con un poquito de mayor firmeza y determinación que las demostradas por tu “prudente hacer” hasta el presente; ahora mismo podrían nombrarte Ministro de Sanidad del desgobierno revolucionario.

Por otro lado, un tal Tinajón dice (despreciativa y despectivamente) que las actitudes de la familia Zapata Tamayo obedecen más que nada a la Santería y que “cuando caigan en Miami los 16 mulatos santiagueros” él, Tinajón, se muda a Dakota del Norte. ¿? Y yo me pregunto: ¿Qué problema tiene el de la tinaja con la Santería? ¿Le habrán “echado” burundanga alguna vez? ¿Se le habrán hinchado los pies? A mí se me hinchan los testículos cuando leo sus desafortunadas opiniones. Debería repasar la Historia de Cuba y comprobaría que no pocos ilustres patriotas fueron santeros y Ñáñigos de la creencia Abacuá. ¿A Tinajón no le dice nada lo de “Sincretismo Religioso” tan ligado a nuestra historia? La Santería no deja de ser una práctica religiosa como otra cualquiera. Yo nunca he sido religioso, no me fío ni creo en nada ni en nadie (lo vivido me lo ha impuesto) pero jamás me han molestado las creencias religiosas de los demás. A Tinajón parece que tampoco le gustan los mulatos orientales. ¿Y las mulatas orientales, tampoco? Al parecer, tal es su fobia que huyendo de ellos se va a Dakota del Norte. ¿A dónde irían entonces los habitantes de tan bonito territorio para huir de Tinajón cuando este “caiga” en su suelo? Los 16 mulatos orientales no “caerán” en Miami, el respetable núcleo Zapata Tamayo (santeros, mulatos, orientales, todo ello a mucha honra) “arribarán” a Miami con toda dignidad. Deseo y confío que se les reciban con el mayor sentido de solidaridad y todo el cariño y comprensión que de sobra merecen. Si su llegada “calienta” el ambiente… en esta época del año, un poquito de calor no vendría nada mal. A Elizardo y a Tinajón, el más irónico ¡sobresaliente!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: